Suscríbete para ser el primero en leer las novedades. ¡Es gratis!

II Carrera Nocturna Verde de Mijas

12/31/2017 07:15:00 p. m.


La última cita del año tendría lugar en Mijas Pueblo... vestido con un pijama de Stormtrooper del Primark, las Simna Ultra de Pies Sucios, que estoy probando (no tengo ficha aun) y muchas ganas de pasarlo en grande.

Seríamos varios los compañeros del club que nos daríamos cita en la Plaza Virgen de la Peña, a la que llegamos antes de las 6 de la tarde.



Hoy correríamos juntos toda la familia por primera vez
Tras un paseo por Mijas y sus calles fue llenándose la plaza, todo un hervidero de colores, risas, alegría y cuando comenzaron las carreras de los peques, atletismo en estado puro.
Vista de la costa desde Mijas

Algunos de los compañeros que hoy correríamos en Mijas...

¡Y algunos más!
Los que no me conocían se sorprendieron al verme llegar a la plaza en sandalias, pero una vez me cambié y me puse el pijama de soldado de asalto... ¡hasta los corredores que me conocían se sorprendieron!

Fue una decisión meditada, si mis compañeros de club iban a correr con tutús o disfrazados yo no podía ser menos, por primera vez correría disfrazado.

Pienso que lo más importante a la hora de correr con un disfraz es encontrarte cómodo... ¿y cómo iba a estar más cómodo que con un pijama? sabía que me iba a asar, pero eran menos de 4 kilómetros, no sería para tanto...

Dando el cante en la línea de salida
Sabía que iba a ser una prueba muy rápida, por lo que me situé junto a la calidad en la línea de salida, Juan Carlos Cabello, que pese a haber ganado esa misma mañana la media maratón de Alfarnate venía a revalidar el título de campeón, Ángel, del WITL, que se estrenaba pero es rápido como una gacela y Salvador Corral, uno de los mejores corredores de Fuengirola, entre otros.

La salida cogió una velocidad endiablada en la salida de la plaza y la posterior bajada al vial sur... pero haciendo caso a los consejos de Juan Carlos regulé en los 169 peldaños de La Alcazaba, mientras me pasaban como balas otros corredores.

Entre las chanclas, el pijama y el gorro de papá noel no me perdía
En el camino hacia la muralla fui recuperando posiciones a la par que el aliento y en la posterior bajada apreté el paso para coger a los corredores que supiese que me podían llevar a buen ritmo.

No di con ninguno, pero vi varias camisetas del Mijas a las que me fui pegando en el nuevo tramo de escaleras y alcancé en la recta de Calle Larga del Palmar/Calle Charcones.

Fue mi mejor kilómetro, hasta ese momento entre que no veo bien de noche (me operaron los ojos hace un mes y de noche me deslumbran las luces y las veo con un halo alrededor que me molesta bastante) y que tenía mucho ojo con los adoquines iba con cuidado; en ese kilómetro me desaté.

Lo promedié a 3:35 minutos el kilómetro y por fin comencé a ver a corredores conocidos, como Corral, a apenas 5 posiciones de distancia y más adelante, a Ángel.

En el giro por Calle Málaga estuve a punto de seguir recto, me indicaron que iba hacia el lado equivocado en el último momento y perdí todo el impulso al hacer un giro en seco.

Aproveché para ver el GPS y ya sabía que no quedaba apenas nada, así que me lancé a la carrera con todo lo que tenía.


Pasándomelo como un enano 
Una de las ultimas bajadas...


Llegando al carromato anunciaban la llegada de Juan Carlos a meta, revalidando el podio absoluto del año pasado y al girar la cabeza pude ver como comenzaban a llegar los demás corredores, tiro de piedra de mi posición.

Por delante tendría a la vista una docena aproximadamente, pero al alcance de mis piernas muy pocos...

Decidí apretar el ritmo en busca de Corral y Ángel, pero pese a remontar alguna posición perdí una también cuando un corredor me pasó por la izquierda como un rayo.

Ya no iba a poder adelantar a nadie, pero al menos no iba a perder la posición así que decidí ampliar la zancada y lanzarme a por los 50 metros que quedaban.

Llegué en 12:21, con el pijama completamente empapado de sudor y con una sonrisa de oreja a oreja en los labios.

Si me lo pasé como un enano en la carrera, los momentos posteriores a la prueba fueron fenomenales, ya que nuestros amigos mijeños nos obsequiaron con los mejores buñuelos que he probado y un chocolate delicioso.

¡Unos buñuelos artesanos de 10!

Compartimos experiencias y risas bajo la carpa mientras esperábamos a la entrega de trofeos y los sorteos; en cuanto a lo segundo no fuimos agraciados, pero en la entrega de trofeos nuestro club consiguió 3 podios, uno gracias a un sevidor, que finalizó en undécima posición absoluta y segunda en categoría senior.

Compartiendo podio con los grandes

Con Pau y Pahu, grandes campeonas
Como siempre me despido con lo mejor y lo peor de la prueba, nos seguiremos leyendo el año que viene.

¡Un abrazo!

Lo mejor

-El ambiente, sin lugar a dudas; la carrera de la feria de Mijas es todo un referente en la provincia, difícil de mejorar en muchos aspectos, pero a esta prueba no le falta de nada para ser otra experiencia de 10.

-Los detalles de la organización, con avituallamiento en meta, los buñuelos, el chocolate, los premios a mejor disfraz, los sorteos...

-La división en numerosas categorías para que todos los peques disfrutasen de sus carreras y pudiese participar toda la familia.

A mejorar

-Lo único que puedo mencionar es que quizás una primera vuelta a la plaza hubiese ayudado a estirar el pelotón para evitar atascos en la subida a la escalera.

You Might Also Like

0 comentarios

COLABORADORES 2018